DIY: Bolsa de playa

Y quien dice playa dice también piscina o simplemente verano porque las bolsas de mimbre están de moda y ¿quién no quiere darse un caprichito de vez en cuando? 
La técnica es muy sencilla, sólo algo laboriosa, nada más. Os explico lo que necesitamos:
– Bolsa de mimbre
– Pintura en spray
– Pintura acrílica
– Una plantilla con la forma que os guste más. Yo opté por un corazón y el color rosa ¡Cómo no!
– Rodillo o brocha
– Cinta de carrocero (pintor)
– Papel de periódico o plástico para cubrir la superficie de trabajo
Comenzamos cubriendo con la cinta de carrocero las asas de nuestra bolsa y una vez bien tapadas, pintamos con la pintura en spray cuidadosamente y por capas. Más vale cubrir poco a poco para que la pintura no gotee.

Una vez dejamos secar, colocamos la plantilla, pintamos nuestro motivo con un rodillo (en principio pensé hacerlo así pero finalmente me decanté por la brocha para cubrir más) y ¡listo! Bolsa de verano terminada.
Si queréis rematar el rizo y tenéis afición por la costura o una madre habilidosa como la mía, podéis forrarla para que quede requetemona. El resultado, no puede ser más chulo.

7 comentarios en “DIY: Bolsa de playa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *