El secreto mejor guardado

Está claro que unos de los secretos mejor guardado de una mujer es cómo será su vestido de novia y también está claro que la preparación de su boda es uno de los acontecimientos más esperados y disfrutados de toda su vida. Es por ello, que escoger no sólo el vestido de novia sino todos los complementos que van a acompañarla ese día, a ella como novia y a todos los asistentes a su boda se convierten en decisiones fundamentales.

Por tanto, será tan importante escoger cómo irá vestida ese día, como qué color será el que domine toda la jornada. El tono elegido será la enseña de vuestra boda puesto que mostrará vuestro estilo desde el primer momento, en el envío de las invitaciones, hasta la entrega de obsequio que servirá de recordatorio para vuestros invitados.

Os dejo algunas muestras de lo que os estoy contando y un par de enlaces donde encontraréis muchas más sugerencias para que coordinando los colores de la boda aportéis equilibrio y belleza a todos vuestros detalles:

Deja tu comentario

Cumpleaños

Este pasado fin de semana he estado en el primer cumpleaños de una sobrina y me ha hecho darle vueltas y más vueltas a algo que hace tiempo me ronda la cabeza.

Dentro de pocos meses tendré que celebrar el primer cumpleaños de mi peque así que ya va siendo hora de ir definiendo que es lo que quiero hacer.

Entre tanto y buscando ideas para el evento me ha parecido que una fiesta al aire libre no estaría nada mal ya que pronto el tiempo acompañará y que si encima los niños pueden disfrutar participando en la merienda estaría mucho, mucho mejor. Sé que mi retoño no se va a enterar de nada pero quiero que el recuerdo que tenga sea inolvidable y para muestra un botón.


Cuando a Maxfield le preguntaron cómo quería celebrar su segundo cumpleaños le dijo a su mamá, “helados, mamá”, así que su madre tomó dispuesta esta sencilla idea y creó una heladería súper especial. Todos los asistentes pudieron construir sus propios helados, combinando los aperitivos favoritos de Max. Chenin, su mamá preparó conos de cartulina que sirvieron de cucuruchos para que los globos se convirtieran en helados flotantes. Todo lo que os escriba es poco. Las fotos lo dicen todo.

Fotografías: Boutwell Studio

No sé como acabará su primer cumple pero, desde luego, es todo un reto.

Deja tu comentario

Vestiditos de ensueño

Como me gustaría seguir vistiendo a muñecas… Suena raro ¿verdad?. Bueno, no es exactamente eso lo que me gustaría, en realidad siempre me hizo ilusión tener una niña pero supongo, que si Dios quiere, algún día podré hacer ese sueño realidad. Y sino, siempre me quedará la oportunidad de disfrutar viendo a mis “sobris” echas un primor. Mientras tanto, me divierto vistiendo en mi imaginación a las muñecas que me rodean. Y es que no son guapas, son lo siguiente.

Hace meses que conocía el blog que os voy a presentar hoy y es que creo que merece la pena que le echéis un vistazo, tanto si tenéis niñas como si soñáis con tenerlas.
Se trata de El armario de Inés. En este blog vais a poder encontrar unos vestidos de ensueño para aquellas mamás a las que les guste este estilo, claro está. Son una auténtica monada y además aunque os parezca imposible acceder a ellos hay tiendas que distribuyen el trabajo de esta asturiana tan mañosa. Algunas incluso tienen tienda online, echadle un ojo a su trabajo y las encontraréis. Yo entretanto, os dejo unas fotos de algunos vestidos de temporada y el enlace a su blog.

Deja tu comentario

Decoración

Una de mis pasiones, además de la del diseño, es la decoración. La descubrí cuando hace algunos años tuve que decorar mi casa y ahora hace unos meses he podido volver a disfrutar de esta afición con la decoración del dormitorio de mi bebé.

La mayor dificultad que tuve fue la de encontrar muebles para el cuarto del peque debido a sus pequeñas dimensiones pero con lápiz, cinta métrica y algo de imaginación conseguí que mi carpintero de cabecera accediera a hacerme unos muebles la mar de apañaditos y a tamaño reducido.

Ahora, el problema principal es terminar de decorarlo con los complementos ideales y eso viene siendo harto complicado ya que soy extremadamente perfeccionista. Así que he pensado que, como a buen seguro, habrá quien esté igual que yo, os voy a enseñar algunas de las tiendas que he podido descubrir estos meses y quizás vosotras si terminéis de decorar la habitación de vuestros sueños.

Deja tu comentario

Qué bonito recuerdo

¿No os gustaría tener un álbum de fotos para cada ocasión especial? Pues a mí, éstos que os enseño ahora me han encantado y me estoy planteando fabricarme uno pronto e incluso para algún regalo que tengo que hacer pronto. Son unos mini álbumes que guardan nuestros mejores recuerdos de la forma más original.

Los produce un estudio de diseño americano llamado Woodberry Design Studio y aquí os dejo unas fotos y un enlace para que podáis acceder a ellos.



Deja tu comentario

Ahora, también mamá

Desde pequeñitas soñamos con ser bailarina, médico o cantante pero a medida que pasan los años queremos ser la mejor profesional, la mejor vestida, la mejor madre y hasta la perfecta esposa. En una ocasión mi madre me dijo: “Las mujeres de hoy día quieren ser súper mujeres y eso, hija mía, es imposible”. Supongo que lleva toda la razón.

Queremos llevarlo todo para adelante y encima a la perfección. Pero… cuando te conviertes en mamá todo el esquema de vida que te habías fijado empieza a sostenerse con una pata menos de la mesa.

Ser mamá es lo más maravilloso que me ha pasado nunca. Quería ser madre desde siempre. Lo digo constantemente, nacemos hechas para eso y, por norma, la naturaleza nos lo demanda. Aunque no lleves ya la cuenta de los días que hace que no duermes ocho horas seguidas, aunque no recuerdes cuando fue la última vez que dedicaste una tarde a mirarte al espejo, aunque tropieces constantemente con los juguetes de tu peque y te pases todo el día agachándote para recogerlos, aunque el embarazo y la lactancia materna hayan hecho que tu cuerpo no sea lo que era… aún así, es maravilloso. Su sonrisa lo vale todo.

Pero claro, toda esta baraja de ventajas que tiene lo de ser madre no quita que le falten horas al día y que por ello no puedas ni llegarte con la camisa al cuello; que en mi caso, tenga medio abandonada mi profesión (la de creativa) y que pretenda con este espacio reencontrar a la mujer que sé, con toda seguridad, que sigue dentro de mí.

Finalmente, es cierto. No soy una supermujer… pero tampoco quiero serlo.

ahoratambienmama@gmail.com

Ver los 6 comentarios