¡Qué rápido ha pasado un año! Parece que fue la semana pasada cuando preparaba con ilusión la primera carta a Sus Majestades para mi pequeño y hoy, apurando y sin tiempo de mirarme al espejo, ni de casi actualizar el blog, ansío con desvelo la llegada de la tarde para disfrutar de la Cabalgata de Reyes con los ojos de un niño de poco más de año y medio y con la ilusión escrita en una carta para que mi niña llegue al mundo sanita dentro de unos meses.

Mientras tanto, y quitándole horas al delicioso sueño, no he podido resistirme a hacer un rosco de reyes como manda la tradición, y en mi caso, relleno de nata.

La preparación tiene su aquel pero hasta el perfume que desprende el rosco y que arropa a toda la casa, merece la pena.

El resultado, un rosco bien grandecito con una pinta estupenda y muy rico, para compartir con la familia y endulzar el día de Reyes como se merece.

Y ahora si habéis sido buenos… ¡¡¡os quedan pocas horas para disfrutar de vuestros regalos!!! A disfrutad 😉

Suscríbete a mi newsletter

Lee Atm en tu correo para no perderte nada de nada

Un poco sobre mi

¡Hola! Mi nombre es Mamen, directora de arte en Blanco Ruso y autora de este blog personal, donde encontrarás recursos creativos para mamás todo terreno.

4 comentarios

  • Este roscón te ha quedado perfecto!! Tiene una pinta estupenda y encima seguro que está riquísimo!!<br />Por cierto me ha gustado mucho tu blog, e quedó por aquí y te sigo desde ahora mismo 🙂

  • Tiene una pinta buenísima…feliz día de reyes

  • Te ha quedado genial, tiene una pinta deliciosa !!<br /><br />Feliz día de Reyes, hoy es mi primera cabalgata con mi nena de 11 meses :)<br /><br />Besos

  • el rosco se ve delicioso, me hago tu seguidora nº 200. Muxus

¿Y tú qué opinas?

He colaborado con